Compartir publicación

Expertos en telecomunicaciones del sector privado, la academia y los periodistas digitales concordaron en que un país óptimamente conectado será un país en desarrollo

Venezuela 2020: El País que Viene, cerró su ciclo de foros de este año en Caracas con especialistas del área de las Telecomunicaciones que coincidieron al afirmar que llegar a finales de 2019 comunicados ya supone un gran reto.

Fran Monroy, periodista venezolano especializado en informática; Luis Carlos Díaz, también periodista digital; Patricia Valladares, presidenta de Casetel (Cámara de Empresas de Servicios de las Telecomunicaciones), y Mayra Narváez, Decana de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), debatieron propuestas para mantener a los ciudadanos venezolanos comunicados e interconectados para el próximo año.

Fue Fran Monroy quien abrió la conversación. Bromeó sobre su continua defensa a las empresas operadoras que, a su juicio, no tienen toda la responsabilidad en la deficiencia de los servicios. Considera que este 2020 “será interesante para las telecomunicaciones y un reto para las corporaciones grandes. Hay que explicarle al usuario por qué se presentan fallas. La gente piensa que las operadoras de telecomunicaciones están cobrando mucho dinero, cuando un helado de una cadena hamburguesas vale más que la renta básica un teléfono”.

Recordó que el 28 de noviembre se cumplieron 19 años del final del contrato de concurrencia limitada: el monopolio de CANTV, lo que terminó la posibilidad de que proveyera solamente tecnología fija. Para él, la apertura fue buena en el momento. “Hoy nadie usa telefonía fija. Nadie pide te pide el número de tu casa para llamarte”.

La presidenta de Casetel, Patricia Valladares, arrancó con un reconocimiento de culpa: “Estamos conscientes de que no estamos dando un servicio óptimo. Las operadoras, a pesar de todos los obstáculos, seguimos invirtiendo y aguantando”. Agradeció la oportunidad de encontrarse en Venezuela2020 para «hablar duro» de la brecha digital, de cómo nos afecta lo que ocurre en la región (a propósito de la convulsión política y social que ocurre en varios países de Latinoamérica).

Valladares cree necesario dar a conocer que las empresas de telecomunicaciones “estamos trabajando, seguimos invirtiendo y trabajando juntos. Apostamos al país. A los interesados, hablemos de telecomunicaciones. Todo es telecomunicaciones, hasta pagar el estacionamiento con punto”. Sacó a colación la delincuencia como un factor que golpea al sector: “una radio, en El Palito, ha sido vandalizada 13 veces. Hurtaron todo. Está en pie por vez número 14. Nos roban las empalmadoras, por ejemplo, y otros equipos que vale un montón de dólares reponer y tenemos que hacerlo. Estamos conscientes de que la capacidad adquisitiva de los usuarios es limitada”.

Luis Carlos Díaz se define ciberactivista y es considerado “preso de conciencia” por la organización Aministía Internacional. En lo personal, este año fue especialmente duro para él porque fue detenido por la policía política acusado de participar en una supuesta conspiración relacionada con la crisis eléctrica. Comenzó su participación en Venezuela2020 afirmando que el tema político no puede separarse de las telecomunicaciones. El gobierno – y el Estado – ideologizaron el sistema de telecomunicaciones de Venezuela. Llegamos a noviembre comunicados en un año muy complicado.

El periodista criticó el manejo del órgano regulador oficial. “Conatel está siendo administrado de forma desastrosa. Con burbuja o sin burbuja, así no funciona. El número de gente que puede pagar por servicios se redujo a 20 %. Conatel habla de 21 millones de teléfonos activos, cuando en Venezuela llegó a haber más de 30 millones y eso no significa que 11 millones de venezolanos emigraron. La población no puede reponer los equipos que les roban. Los consumidores que de verdad pueden pagar por los servicios de telecomunicaciones, cada vez son menos», aseveró.

Díaz cree necesario educar a los usuarios: “la gente que aplaude cuando el gobierno dice que va a regular las tarifas de las operadoras y está aplaudiendo su propia muerte, porque eso significa que el servicio no va a funcionar bien. Estar conectados hoy en día es tan importante como tener electricidad”. El comunicador, quien aún libra una batalla judicial para lograr libertad plena, acotó que Venezuela es el país del mundo con mayor número de páginas bloqueadas y personas detenidas por supuestos delitos relacionados con las telecomunicaciones.

Mayra Narváez, Decana de la Facultad de Ingeniería de la UCAB concordó con el comunicador en la tarea pendiente de educar a los consumidores “que muchas veces contratan servicios y no saben para que sirven”. Desde la academia, ofreció la disposición de la universidad a contribuir que la Venezuela 2020 cambie “porque tenemos el recurso humano, tenemos los ingenieros en telecomunicaciones que prepara la UCAB, y en CANTV todavía queda gente valiosa. Mi esperanza es que el país vuelva a ser próspero, de tecnología de punta, porque el recurso humano lo tenemos. La universidad confía en que el recurso humano ayudará a recuperar el sector y a salir adelante”. 

Los periodistas, la cámara que agrupa a los prestadores de servicio particulares y la representante del sector universitario celebraron poder encontrarse en un escenario para dibujar la próxima Venezuela, independientemente de los nombres que ocupen los cargos de conducción, pues un país óptimamente conectado será un país en desarrollo. Hasta 2020, con otra entrega del foro que intenta preparar a los ciudadanos para el país que viene.


Compartir publicación